Publicado el

¿Cómo proteger a mi perro en invierno?

proteger a mi perro en invierno

Nuestro mejor amigo es un miembro de la familia y en otoño comenzamos a preguntarnos ¿Cómo proteger a mi perro en invierno?, es algo que nos preocupa (sobre todo cuando se trata de nuestro primer invierno juntos), por tanto debemos:

1.- Tener cuidado con “los anticongelantes”:

Es preciso estar atentos para evitar que beban cualquier líquido derramado en las calles o el pavimento por donde circulan o se aparcan los coches. Si tu perro ingiere algún anticongelante, estaremos frente a una emergencia grave, que implicará llevarle de inmediato al veterinario. A ellos les agrada el sabor de los anticongelantes (porque son dulces), no obstante las consecuencias podrían llegar a ser fatales.

2.- Verificar que su caseta sea la apropiada, es un aspecto vital si quiero proteger a mi perro en invierno:

Para ello es necesario brindarles un refugio en condiciones. El calor corporal del perro calienta su entorno más cercano. Por tanto su caseta:

2.1.- No puede ser grande, sino más bien mediana o sólo un poco más de lo necesario para su tamaño.

2.2.- No debe estar en contacto con el suelo.

2.3.- La puerta no debe quedar expuesta directamente a la corriente de aire, sin olvidar ponerle una manta.

Todo ello servirá para mejorar su aislamiento térmico.

3.- Cuidar su alimentación:

Es preciso tener claro que, si nuestro perro permanece la mayor parte del tiempo dentro de casa, su alimentación seguirá siendo la misma. Por el contrario, necesitará un gran aporte de calorías cuando permanece la mayor parte del tiempo en el exterior al aire libre. En cualquier caso recomendamos que pidas la opinión de tu veterinario.

4.- Mantenerlo hidratado:

Es vital que nuestro perro tenga acceso al agua líquida (tener cuidado porque el agua podría congelarse). Desaconsejamos el uso de recipientes metálicos, por cuanto se les pega la lengua y podrían lastimarse intentando despegarla. Existen recipientes idóneos para hidratarlos en invierno, así como en cualquier estación del año.

5.- Tomar medidas para evitar que sufra quemaduras es importante para proteger a mi perro en invierno:

Por debajo del punto de congelación no podemos dejarle salir al aire libre, en tanto que lo exponemos a la posibilidad de padecer quemaduras en las orejas, hocico o patas.

6.- Evitar dejar a nuestro perro en el coche:

Se sube y se baja con nosotros del coche, dejarlo encerrado es exponerlo al riesgo de hipotermia.

7.- Asegurarnos que sale de casa con su identificación:

Esta identificación debe incluir tu nombre, teléfono y dirección.

 

Si amas a tu mejor amigo, no olvides protegerlo

Publicado el

Alimentación para gatos – ¿Cómo hacerlo fácil y bien?

alimentación para gatos

Una buena alimentación para gatos es el principio que te permitirá alcanzar su estado de salud ideal. El gato goza de un ágil y ligero organismo que demanda un balanceado suministro de nutrientes y para estar seguros de lograrlo debemos hacer del “pienso de alta calidad” nuestro mejor aliado.

Nuestra comida no es la mejor alimentación para gatos

Si sientes que lo recompensabas dándole pequeñas raciones de tu comida, debes saber que añadir suplementos o comida humana a una dieta equilibrada y completa para felinos llega a ser perjudicial para ellos causándole problemas en su sistema digestivo.

alimentación para gatos

Aspectos importantes a tener en cuenta

El gato en todas sus razas pertenece al grupo de animales carnívoros y necesitan una alta ingesta de proteínas en su dieta.

Su naturaleza carnívora no implica que coman únicamente carne y que solamente requieran proteínas en su dieta.

Ni la ternera ni el pescado contienen carbohidratos, en ámbas el calcio es casi inexistente. Las vísceras del pescado no son recomendables por cuanto llegan a causarles adicción, lo cual provocará el absoluto rechazo del gato a otro alimento distinto. Pero además la pérdida de apetito, vómito, caída del pelo y dolores en las articulaciones debido al exceso de vitamina A que contienen… Alimentar a tu gato con carne o vísceras sin cocinar, no solamente afectarán a tu amigo felino sino al resto de la familia.

Los perros también son carnívoros. Esta coincidencia no supone que sus necesidades nutricionales sean coincidentes, tampoco que sus costumbres sean las mismas. Veamos un ejemplo:

El gato en estado salvaje no se come las vísceras de su presa, reafirmando su naturaleza carnívora. Quizás por el hecho que sus presas son de naturaleza herbívora y sus vísceras suelen estar repletas de vegetales y hojas verdes. No obstante, el perro en estado salvaje observa un comportamiento omnívoro (carne, vegetales, de todo).

En la alimentación para gatos, son indispensables tres nutrientes

Los gatos no podrían llegar a ser nunca vegetarianos. Su fuente de energía principal son las proteínas. Los gatos requieren mayores cantidades que las que necesitan los caninos.

Los gatos necesitan tres nutrientes indispensables en las proporciones correctas (ni más ni menos):

1.- El ácido araquidónico (para el pelaje y la piel)

2.- La taurina para la vista y el corazón.

3.- La vitamina A (como complemento a los dos anteriores).

IMPORTANTE: Tu gato no necesita para nada la leche una vez que ha sido destetado. De hecho les hace daño por cuanto carecen de la capacidad de producir la enzima necesaria para digerir la lactosa.

Luis Guerra